domingo, 8 de marzo de 2015

El moñecu llana


Cuntómelu esa paisana,
esa güelina encantada:
 “Esti moñecu de llana
me lu regaló una fada”.

Monigote de ganchiyu,
de llabios de terciopelu,
 sonri como cualquier fiyu,
nació esperteyáu del cielu.

A los sos güeyos t’atenta,
acorícalu al so llau,
dempués lu abraza contenta,
nun abrazu de bordáu.

Canta y ri, marmulla y canta,
 al monigote d'encaxe,
pelele vudú qu'espanta
axorizando l’ultraxe.

¡Hola guapa!, ¡hola vecina!,
mira'l mio moñecu amigu,
mira que pelleya fina,
siempres vivirá conmigo.

Faime muncha compañía,
les  mios malures refuga,
afalágame tol día
y les llárimes m’ensuga.       

Ente les sielles de ruedes,
camuda de mano en mano,
amasúñen-y ensin vedes,
 neñu de cotón ufano.

¿Y sabes como se llama?,
nun lo sé, nun dixo nada,
dormi na mio propia cama,
 regalómelu una fada.

No hay comentarios:

Publicar un comentario